Publicado 24 Feb 2024 13:44 | Actualizado 24 Feb 2024 13:48

Comisiones Obreras de Castilla-La Mancha está perfilando la estrategia de actuación sindical para el desarrollo de la formación profesional en las empresas de la región. El objetivo es dar un impulso a través de la negociación colectiva al derecho a la formación profesional en el ámbito laboral que tienen los trabajadores y trabajadoras.

CCOO ha iniciado en Guadalajara una ronda de plenarios en las cinco provincias para plantear la actuación del sindicato en esta materia, informando a los representantes de las y los trabajadores, con la realización de asambleas, fomento de buenas prácticas, jornadas, atención a través del servicio de asesoramiento del sindicato y mediante la negociación colectiva, ha informado el sindicato en nota de prensa.

«La acción del sindicato está orientada a regular y extender en la negociación colectiva el derecho de los trabajadores y trabajadoras a la formación», afirma la secretaria regional de Transiciones Estratégicas y Desarrollo Territorial de CCOO, Encarna Sánchez, quien explica que las claves para la intervención sindical en la negociación colectiva son reforzar la participación sindical y la negociación en materia de formación, desarrollar el derecho a la formación y acordar el acceso y vincular el derecho a la promoción con la formación, la clasificación profesional y la movilidad.

Según añade, la negociación colectiva y el diálogo social son pilares básicos para el desarrollo del modelo de formación, eje clave para el empleo y la adaptación a los cambios organizativos y productivos».

«Hemos constatado que hay convenios colectivos que rebajan derechos, convenios que reproducen la norma y otros que avanzan y mejoran derechos, entre las posibles mejoras están comisiones bipartitas de formación como agente facilitador, participación en la definición de necesidades formativas y en los planes de formación de empresa, estabilización de contratos de formación, evitar la concentración de la oferta en determinados colectivos y regular derechos de tutores y aprendices», subraya.

La formación es fundamental para afrontar una transición justa y combatir las brechas actuales, la competencial y de cualificaciones (digital, ecológica, energética), la de género, demográfica, territorial y sectorial; y es un derecho que impacta de manera positiva en la empleabilidad y desarrollo profesional de las personas trabajadoras y en la competitividad de las empresas.

En Guadalajara hay un 9,8% de empresas que ofrecen formación a sus trabajadores/as con un 17,3% de personas formadas, lo que supone una tasa de cobertura del 35%. En la región de 79.293 empresas potencialmente beneficiarias hay 13.840 empresas formadoras, esto es un 17,45%. Un 27% de las personas participantes en la formación en la región están en desempleo y un 73% ocupadas.

En este año «reforzaremos nuestro posicionamiento en el seno de la empresa difundiendo derechos de los trabajadores y trabajadoras en materia de formación, buenas prácticas en materia de derechos individuales a la formación, planes de formación en las empresas, formación dual, contratos de formación (contratos de formación en alternancia y para la práctica profesional) y acreditación de competencias», concluye la secretaria regional de Transiciones Estratégicas y Desarrollo Territorial de CCOO.

Comparte esta noticia en tu red social favorita



TOLEDO